Coches eléctricos vs convencionales. Capítulo 2. La hoja de cálculo

Pestaña Mantenimientos

Los datos son obtenidos de las páginas oficiales de cada marca.

Para el caso de Toyota y Hyundai disponen de una calculadora de mantenimiento que especifica los precios exactos de los mantenimientos según cada modelo en función de los Km realizados.

Los mantenimientos de Seat, que en principio son iguales para gasolina y diésel, están obtenidos de un folleto descargable en PDF de la propia marca, en el que, de forma algo desordenada, se especifican los mantenimientos a realizar cada ciertos Km, junto con sus precios. De forma similar hemos obtenido los datos para Peugeot.

El Nissan Leaf, según hemos podido constatar a través de usuarios del modelo tiene dos tipos de mantenimiento cada 40.000 Km. Uno “normal” y otro exhaustivo alternadamente.

No es cierto que los coches eléctricos no tengan mantenimiento, el filtro del habitáculo, líquidos de frenos o hidráulicos, filtros del aire acondicionado, o el líquido refrigerante de la batería, si lo lleva, son algunos de los gastos que acompañan a estos vehículos. En cualquier caso, son mucho menores que los de los vehículos de combustión, como veremos más adelante.

En los modelos que llevan correa de distribución, los últimos mantenimientos son bastante más caros por coincidir precisamente con esta operación.

En la parte superior de esta hoja vemos los gastos de los distintos mantenimientos de acuerdo a los intervalos de Km establecidos por los fabricantes, y en la parte de abajo los acumulados al cabo de esos Km.


Ilustración 1 Pestaña Mantenimientos

Pestaña Precios y consumos

En la parte superior de esta pestaña tenemos los precios de compra de vehículos nuevos en septiembre de 2018. Son precios oficiales de las distintas webs de las marcas. Hemos elegido versiones intermedias de las distintas gamas, excepto para los eléctricos que hemos elegido las versiones básicas, debido a que generalmente incluyen mayor equipamiento de serie y de hecho, las versiones más bajas son más bien equivalentes a las versiones más altas de los vehículos de combustión.

Los precios de venta de usados son obtenidos de la mencionada página coches.com. En algunos casos, como las versiones evolucionan a lo largo del tiempo, ha habido que elegir motorizaciones equivalentes a las actuales, pues como sabemos, al cabo de cierto tiempo los fabricantes evolucionan sus motores. En los casos en que las motorizaciones anteriores varían, hemos procurado elegir la siguiente en potencia a la actual, de forma que aproximadamente sean equivalentes en precio unas versiones y otras. Por ejemplo, el Nissan Leaf actual dispone de una batería de 40 Kw, pero las anteriores sólo tenían 30 Kw, lo cual va en perjuicio de su valor en el mercado de segunda mano.

En la parte inferior de esta hoja tenemos los datos de valores medios obtenidos de SpritMonitor, que son los utilizados para los cálculos de consumos posteriores. No utilizamos para nada los valores homologados por los fabricantes, por no ser valores obtenibles en la realidad.

Ilustración 2 Pestaña Precios y consumos

Pestaña Costes por Km

En esta pestaña sumamos los costes de mantenimiento a lo largo de los distintos segmentos de Km con los consumos de combustible valorados en euros.

En la última línea sumamos al total de consumos el precio del vehículo, de forma que obtenemos lo que nos habríamos gastado en cada vehículo al cabo de 180.000 Km.

Ilustración 3 Pestaña Costes por Km

Costes finales

En la pestaña Costes finales hacemos una composición de diversas opciones según los años que se vayan a mantener los vehículos y los Km de media que se hagan cada año.

Para cada apartado calculamos el coste en combustible por año según los Km realizados. De forma similar lo hacemos para los mantenimientos. Finalmente, calculamos el valor residual del vehículo como venta en el mercado de segunda mano, es decir el precio que nos pagarían por él si decidiésemos venderlo al finalizar el tiempo determinado.

De esta forma calculamos el coste total del vehículo al cabo de los años y Km determinados.

Así por ejemplo para el caso del Toyota Auris Híbrido partimos de un precio de adquisición nuevo de 20.400€. En la primera tabla vamos a evaluar el coste de uso para el supuesto de utilizarlo durante 5 años y realizando 15.000 Km al año, es decir, un total de 75.000 Km

El coste en combustible será de 75.000 Km x 6,974€/100 Km = 5.230,50€. Los 6,974€/100 Km se obtienen de la pestaña Precios nuevos, que el consumo en euros por cada 100 Km

El coste de mantenimiento lo obtenemos de la pestaña Mantenimientos en la fila de 75.000 Km

Finalmente, el valor residual es el valor de venta en el mercado de segunda mano al cabo de 5 años (pestaña Precios y consumos)

El resultado final se obtiene de restar al precio de compra el valor residual y sumarle los gastos de uso y mantenimiento, es decir:

20.400 – 12.120 + 5.230 + 829 = 14.339 €

Que serán los costes totales que nos ha generado el vehículo al cabo de 5 años y 75.000 Km. Hay que decir al respecto que a este importe habría que sumarle los gastos del I.V.T.M. (Impuestos sobre Vehículos de Tracción Mecánica) que se paga anualmente al Ayuntamiento correspondiente y que varía bastante de unos a otros. Suele estar bonificado para los híbridos y exento para los eléctricos. El seguro también es importante, pero no habrá mucha diferencia de unos a otros en principio, por lo que no lo hemos tenido en cuenta. Finalmente, los vehículos eléctricos pueden estar exentos de pago en los aparcamientos regulados y bonificados en los peajes de algunas autopistas, por lo que ciertos usuarios pueden valorar estos aspectos para sus casos particulares.

A partir del cuarto año, habría que considerar el gasto en I.T.V.

Ilustración 4 Pestaña Costes finales


Pestaña Emisiones

Esta pestaña presenta cierta complejidad, y en algunos aspectos los cálculos pueden ser discutibles, pero intentaremos explicarlos lo mejor posible, y después dejaremos al lector que evalúe aquellos aspectos que le interesen o cambien aquellos datos que no crea correctos.

Los consumos de cada vehículo, como en la pestaña Precios y consumos, se refieren a los obtenidos a través de la base de datos de SpritMonitor, como ya comentamos en su momento.

Los datos de equivalencia energética de la gasolina son datos constatables, y aunque varían algo de unas gasolinas a otras, en la práctica los valores indicados pueden ser bastante correctos como valor medio.

En la recarga de la batería eléctrica se producen unas pérdidas, que según la propia Tesla suponen aproximadamente un 10%. Este valor viene producido por las lógicas pérdidas en refrigeración de la batería en el proceso de carga y la ineficiencia del propio proceso. Según algunos usuarios, este porcentaje sería mayor que el indicado por el fabricante, de hasta el 20%, pero tomaremos el dato de Tesla, pues la diferencia tampoco sería excesiva para el cálculo final. Este valor se calcula en la fila Pérdida en la recarga (10%), solo para eléctricos, lógicamente.

Sabiendo a cuanto equivale cada litro de combustible en Kw, ya podemos calcular el Consumo en Kw a los 100 Km, que se realiza en la línea al efecto.

Los impuestos sobre hidrocarburos varían de una Comunidad autónoma a otra, pero consideramos que una media, sin tener en cuenta el denominado céntimo sanitario que se cobra en algunas CC.AA. (unos 5 céntimos de euro en realidad), sería de unos 0,424 € para la gasolina y unos 0,331€ para el gasoil.[i] Estos son valores fijos por litro, independientemente de que el precio de venta suba o baje. Por tanto cuanto más caro esté el precio final del combustible, proporcionalmente se pagan menos impuestos por litro.

El impuesto sobre electricidad que se aplica en la factura eléctrica supone un 5,11% sobre el total de la factura (consumo más término de potencia).

Finalmente a combustibles y electricidad corresponde un 21% de IVA.
En base a estos datos obtenemos los impuestos totales por unidad de medida, litros para los combustibles fósiles y kWh para la electricidad. Este dato aparece en la línea Impuestos totales €/ud.

Como ya sabemos el consumo a los 100 Km de cada vehículo, ya sea combustible fósil o electricidad, sabemos los impuestos que pagamos por consumo energético cada 100 Km, valor que aparece en la línea Impuestos totales €/100 Km.

El siguiente bloque de datos intenta aproximarse al cálculo de las emisiones reales de cada vehículo, tanto directas como indirectas.

Para el caso de los combustibles fósiles, como emisiones directas tendríamos las propias emisiones del consumo de combustible. Sólo vamos a considerar las emisiones de CO2. Bien es sabido que además de este contaminante se emiten todo tipo de sustancias más o menos peligrosas para el medio ambiente o para la salud, pero sería complejo estudiar todo aquí, y esos cálculos se dejan para otros estudios más específicos. Nos limitaremos aquí a hacer una valoración aproximada de cuánto CO2 emiten unos y otros, y cuanto se paga en impuestos por ello.

Los factores de emisión de cada combustible los proporciona el Ministerio de Medio Ambiente, y son valorados en 2,205 Kg CO2/litro para la gasolina y 2,508 Kg CO2/litro para el gasoil.[ii]

Con este dato y el consumo en l/100 Km de cada vehículo, obtenemos las emisiones directas reales cada kilómetro, que aparece en la línea Emisiones directas gCO2/Km.

Otro dato a tener en cuenta es las pérdidas que se producen en el transporte de la electricidad hasta los hogares o los puntos de recarga, que a nivel global de toda España se sitúa en un 6,65%[iii]. Esto no se paga en la factura, y por ello no se calcula como coste en el uso del coche, pero sí supone una pérdida de energía que se debe tener en cuenta a la hora de calcular las emisiones en la producción de electricidad.

Las emisiones indirectas son las que se producen en todo el proceso de extracción, transporte, refino y distribución de los combustibles. Este dato se estima en unos 1.182 gCO2 por litro de combustible.[iv]

En el caso de los coches eléctricos se calcula en función de la emisión indirecta por Kw que se produce dentro del mix nacional. En el año 2018, hasta septiembre que se redacta este informe, el factor de emisión es de 0,226 tCO2/MWh producido.

Un dato que vamos a obviar es que también se producen emisiones en las extracciones, trasportes, refino y distribución de los combustibles utilizados en las plantas de generación por gas o carbón, por ejemplo. Estas emisiones podrían tenerse en cuenta en actualizaciones de este informe.

Con los datos de emisiones directas e indirectas, podemos calcular ya las emisiones totales. A continuación, calculamos los impuestos (Impuestos sobre hidrocarburos o electricidad, e I.V.A.) que se pagan por cada gramo de CO2 emitido.

Ilustración 5 Pestaña Emisiones

Pestaña conclusiones

Finalmente lo importante de un informe como este, son los datos finales que obtenemos y cómo se interpretan.

Hay que entender que los gastos asociados a uno u otro vehículo depende mucho de cómo se utilice por parte del usuario. No es lo mismo comprar un coche diesel para hacerle 50,000 Km al año durante tres  años, que ese mismo vehículo haciendo 15.000 km al año durante 10 años. En unos casos podría salir a cuenta comprar este vehículo, y en otros sería más aconsejable comprar otro tipo, al menos en lo que se refiere en el aspecto económico.

En esta pestaña analizaremos varios aspectos relacionados con la compra y el uso de un coche. Por un lado tendremos en cuenta el aspecto económico, como hemos comentado más arriba. Plantearemos una serie de escenarios posibles en función del uso (Km anuales) y el tiempo total de utilización del vehículo (años hasta que el usuario decida cambiarlo o venderlo)

Otro aspecto a considerar es el relativo a las emisiones totales de cada vehículo , en el que consideraremos tanto emisiones directas como indirectas.

Finalmente, un aspecto creemos que interesante y poco tratado en otros medios, es el relativo a los impuestos que se pagan a la hora de utilizar uno u otro vehículo.

Ilustración 6 Pestaña Conclusiones

Capítulo 1

Capítulo 2

Capítulo 3

Capítulo 4

Capítulo 5

Documentos para descargar

Informe El coche eléctrico

Hoja de cálculo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *